Pages Navigation Menu

[Review de libro] Mi mundo en tus ojos

Sinopsis: ¿Qué ocurre cuando dos personas rotas se encuentran en el punto perfecto del camino?

La vida de Summer se hizo pedazos cuando solo tenía cinco años. Sobrevivió al infierno, pero nadie la enseñó a vivir. Hasta que llegó a la universidad, conoció a un chico con los ojos color turquesa y… vio su mundo en ellos.

Logan sabe, en cuanto conoce a Summer, que está tan destrozada como él. Y, entre música de los sesenta, charlas de madrugada, paseos en moto, nubes de golosina y tatuajes que cuentan la historia de una vida, se convierten en el pegamento de los añicos del otro.

Hasta que el pasado es más fuerte que ellos.
Sus vidas saltan por los aires…
Y vuelven a estar… rotos

Gracias a Ediciones Urano, pudimos disfrutar del libro “Mi mundo en tus ojos” de Abril Camino. La historia comienza así: Summer, una niña común y corriente, es secuestrada el día de su cumpleaños número 5. Desde entonces, ya nada vuelve a ser lo mismo para Summer ni para sus padres, quienes emprenden una búsqueda frenética para recuperar a su única hija. Summer pasa 5 meses en un sótano sin ver la luz del día; junto a otros niños y niñas viven por un largo período en una situación deplorable, pero juntos, son capaces de soportar los maltratos y abusos constantes a los que fueron sometidos.

Un día, los niños y niñas finalmente son encontrados: desnutridos, sucios y con una experiencia a cuestas que marcará sus vidas. Una vez que han sido rescatados, cada uno de los seis niños debe volver a su hogar y retomar su vida, pero tras meses de ausencia y, tras experimentar un trauma, se enfrentan a la difícil tarea de adaptarse y aprender a vivir con él.

Summer tiene una vuelta difícil, vive constantemente con miedo y su madre la sobreprotege pues una vez que han descubierto lo malo y aterrador que puede ser el mundo exterior, no desean enfrentarse nuevamente a él. Sus padres se separan luego de la compleja situación, culpándose por el secuestro de su hija. Los años pasan, los recuerdos pesan y Summer simplemente se limita a existir, en ocasiones odiando al mundo y al monstruo que destruyó su vida, pero poco a poco comienza a sanar, hasta que finalmente decide continuar con su vida y asistir a la universidad. A pesar de sus muchos temores y reparos de parte de su madre, una vez que está en la universidad, comienza a vivir y conoce a Logan, quien la ayuda en su proceso de sanación pues como ella, ha experimentado situaciones difíciles en su vida y sabe lo que es estar roto.

En general, puedo decir que me gustó tanto el libro que me demoré solo un día en leerlo, ya que cuando no me gustan, en general tiendo a demorar la lectura, hago otras cosas y voy haciendo más pausas.

Si bien en ciertos momentos se me hace un poco predecible, fui capaz continuar con la lectura y me preguntaba constantemente cuál de mis hipótesis era correcta, por lo cual igual fue interesante pensar cómo seguía la historia.

Algunos aspectos que me gustaron fue que la autora pudiese hablar de temas difíciles como el suicidio, el abuso, el maltrato y la adopción de forma más ligera, que fuera capaz de poner esos temas tan importantes y delicados sobre la mesa en una historia que fuese coherente y sin parecer forzada. Los personajes, me parecieron más bien realistas, cada uno con una personalidad determinada y, lidiando con el trauma a su manera.

En general me parece una historia más bien realista, en el sentido de que estas situaciones pasan y lamentablemente no todos son capaces de salir airosos de ellas, ya que cada uno puede tener una forma distinta enfrentarlas. Además siempre es importante considerar que el apoyo de los seres queridos es esencial para atravesar una situación traumática.

En resumen, podría decir que es una historia de resiliencia, en la cual se habla sobre cómo superar la adversidad, pues definitivamente no es fácil encontrarse a uno mismo tras una situación de este calibre y lograr que un abuso o una situación traumática no te defina ni te determine.