SINOPSIS: Cuando el congresista de vieja data, Cam Brady, comete una gran metida de pata en público justo antes de las elecciones, un par de ejecutivos adinerados planean poner un candidato rival y así ganar influencia en su distrito de Carolina del Norte. Su candidato es nativo de allí mismo; se llama Marty Huggins y es director del centro turístico local.

Locos por los votos es una película que nos muestra una parodia de la política norteamericana, ad portas de sus elecciones y, por coincidencia, con nuestras propias elecciones municipales. Su dirección está en manos de Jay Roach (La familia de mi novia, Austin Powers), quien tiene un repertorio completo de películas en que resalta el ridículo, la parodia y otras formas de humor.

Los protagonistas son otros conocidos, Will Ferrell en el papel de Cam Brady, un candidato que no ha perdido una elección en su vida, y que terminando su quinto periodo se viene a enfrentar con una baja popularidad y, tal vez por primera vez, con la posibilidad de perder su puesto.

Por otra parte, Zach Galifianakis hace el papel de Marty Huggins, un ciudadano común y corriente – a su manera- que es el raro del pueblo, y que, gracias a que unos amigos de su padre lo patrocinan y le proporcionan un loco jefe de campaña, logra lo que pocos podrían, pelear la batalla de la elección. Otro que se roba la pantalla es Dylan McDermott en el papel de Timm Wattley, el jefe de campaña, apareciendo cuándo menos lo esperas y dando el toque de misterio con su personaje.

Respecto a los personajes, podríamos decir que van variando mucho durante la cinta, al punto que si comparas los personajes iniciales con los finales podrías decir que son dos películas diferentes. Y por eso mismo es que llegas a cuestionarte si en realidad la película busca solo divertir o tiene un mensaje un poco más profundo de lo que muestra a primera vista. Tal vez el único que permanece igual es el Timm Wattley, del que se explica su procedencia recién al final de la cinta, en los créditos.

En realidad es una película de absurdos, con exageraciones y parodias que se reúnen en solo dos personas y, que a veces las llevan al punto de tal ridículo, que llegan a dar vergüenza ajena, pero de todas maneras uno disfruta si sabes a lo que vas. Cómo todos sabemos, cada película tiene su público, independiente del tipo de cinta que te guste, así que si te llamó la atención o necesitas un relajo, definitivamente la vas a disfrutar.

Director: Jay Roach
Protagonistas: Will Ferrell, Zach Galifianakis
Año: 2012
País: USA
Duración: 1 hr. 25 min.

 

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=bZyiNQu6t80[/youtube]

2 comentarios

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

  • aun no la veo… pero espero con ansias el finde a ver si la ponen en el cine ke tengo cerca 😀 kiero ver el combo que le pega will al bebe XD
    a parte con el gordito de k paso ayer era de esperar que salga cn alguna estupidez xD

Facebook

COLABORADORES